Sipnosis
Memento Mori
Tras el festival

Fue un mes de locura, el que transcurrió luego del Festival de Invierno, luego de los cepelios de las víctimas, el poder quedó en las manos del Gobernador, Everett Goodweatherm tendría el control total sobre la ciudad, pero Azuka había logrado parte de su objetivo: Los rumores de que el gobierno de Washington ya no estaba tan convencido de compartir el poder con los vampiros; la situación se estaba saliendo de manos, y los cainitas y garras rojas parecían estar ganando la partida. Pero ninguno de los artífices de la destrucción, pensaron que los berkeser se volverían un problema para todos, porque los vampiros que no fueron asesinado por ellos, se transformaron en berkeser, que se han transformado en una manada que deambula por las alcantarillas atacando a quien se les enfrente o quien esté en su menú del día.

Humanos y Vampiros ya no tenían una alianza tan sólida como antes, y las desconfianzas estaban surgiendo.

Mientras que en medio quedaban los licanos, o por lo menos, parte de ellos, Fenrir y Fianna, pero quien padeció la peor parte fueron los Fenrir que en el atentado perdieron a su líder, del que jamás encontraron el cuerpo. Quedaría en manos del nuevo líder de los Fenrir y de Gissiel Earhart, determinar el destino de su clan y tradiciones, pero entre los licanos, se sabía la atrocidad cometida por las Garras Rojas, comandados por Arthur Redclaw, que se habían vuelto muy fuertes.

Por su parte, los rebeldes, el pequeño grupo de disidentes ya no parecían estar tan solos en su lucha, el gobierno de Washington los contactaría extra oficialmente para conseguir sus fines: controlar la ciudad, de una o de otra manera. Etienne LeBlanc, tendría que decidir..

On Line
*
Meses
OUTLINE
Memento Mori
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Derechos de Autor
Licencia Creative Commons

Memento Mori por Andrea, Nazaret y Melisa se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.
Permisos que vayan más allá de lo cubierto por esta licencia pueden encontrarse en Memento Mori.

Licencia Creative Commons

diseño, códigos y tablas por Faeledhel se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.
Permisos que vayan más allá de lo cubierto por esta licencia pueden encontrarse en perfil:Faeledhel.

Demonic Blood -Privado Evangeline-

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Jue Nov 22, 2012 2:36 pm


Fecha: Mayo 15, 2014
Hora: 12: 00 Media noche
Lugar: Catacumbas

Había pasado tiempo ya, los experimentos habían rendido algunos frutos, pero no los suficientes, y para esos momentos, la situación estaba cada vez más tensa… algunos viejos conocidos habían llegado hasta ella, y esto, la hizo darse cuenta, que con el mundo en ruinas, era eso exactamente lo que necesitaba… los seres de su mayor confianza trabajando a su lado, por lo que, no se había rendido…. Hacía tiempo atrás, desde que había sido revivida por su hermana Circe en un ritual de sangre, había comenzado una ardua búsqueda, intentando encontrar a aquel quien le había dado el abrazo… su padre, quien, mucho tiempo atrás, en el vientre de su madre mortal la había engendrado, convirtiéndola en lo que él era a una temprana edad.

Aún con todos los conflictos que habían surgido y todos los problemas presentes, esa era su pequeña labor personal, por sobre los objetivos del clan… el suyo, su razón personal, era esa búsqueda… y fue gracias a la misma que una semana atrás había dado con un féretro, que podía tener unos noventa años de estar encerrado… y la esencia, claro que la conocía… sabía muy bien quién era el ser que ahí descansaba, y ameritaba en demasía en traerla de regreso… el problema ahora, era que los humanos estaban realmente escasos… y eran necesarios para realizar el pertinente ritual de sangre que la trajese de vuelta… pero no obstante, había una enorme sobrepoblación de demonios… lo que la llevó a la conclusión de que la sangre de los mismos debía de ser utilizada para traerla de regreso… aunque era consciente de que esto podría traer graves repercusiones para el ser que ahí descansaba… pero… era la última alternativa que le quedaba.

Toda esa semana había concentrado sus esfuerzos para capturar la cantidad de demonios suficientes y el poder controlarles… no podía matarlos, pues, el sacrificio debía de ser fresco, sobre el sitio adecuado… así que les tenía aprisionados bajo control, pero era algo realmente difícil, sus espiritistas trabajaban horas extras, y se les notaba realmente agotados… pero, finalmente, los preparativos estaban listos, podía al fin realizar el ritual…. Requirió de gran investigación, pues, el traer de vuelta a un durmiente de la manera que lo haría nunca antes se había realizado… afortunadamente el conocimiento demonológico que la vampiresa poseía era excelso, y un poco de su intelecto bien aplicado junto con antiguos pergaminos y algo de ayuda de sus espiritistas fue lo que requirió para modificar el ritual, para que funcionase adecuadamente de ésta manera.

Fue realmente difícil trasladarse hasta la Zona Cero con todo lo necesario para lo que necesitaba… apenas la noche hubo caído, se trasladaron hasta esas antiguas catacumbas escondidas donde el féretro descansaba… varios vampiros y espiritistas fueron necesarios para trasladar a los demonios y controlarles… además de que algunos otros iban encargados de crear una barrera espiritual para que ninguna clase de ser demoníaco, o de otro tipo pudiese acercase e interrumpir aquel acto tan delicado e importante, que debía de llevarse a cabo sin el más mínimo error de por medio… al fin dentro del recinto donde descansaba, se procedió a dibujar los símbolos, previamente estudiados, con la sangre extraída de uno de los demonios… se utilizó toda la sangre del mismo para esto, y el proceso les tomó varias horas… luego, una serie de canticos invocando a los dioses de la oscuridad, en un antiguo lenguaje vampírico ya olvidado…

Finalmente la media noche tocaba sus campanas, todo estaba listo… el féretro fue abierto, y dentro del mismo el cadáver deshidratado dormitaba… la sangre de los demonios fue llenado el ataúd lentamente al tiempo que las oraciones se incrementaban… y los símbolos parecían cobrar vida, moviéndose al tiempo que brillaban… la sangre… fue absorbida poco a poco… finalmente… aquel ser regresaba a ser lo que alguna vez fue… todos los demonios en su forma corpórea fueron sacrificados… era el momento de observar el resultado de su ceremonia… donde ella era la sacerdotisa principal… vistiendo prendas adecuadas para ello, claro está…
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Vie Nov 23, 2012 11:50 am

El nacimiento de Evangeline, en este mundo ahora es muy lejano y es que 1744 eran tiempos de grandes cambios y políticas muy diferentes a lo que conoció ella a lo largo de toda su existencia activa.
Tras la Guerra del Norte, El Imperio Ruso se levantó como la gran potencia de Europa, mientras la modernización y el conocimiento del viejo continente, entre en ella. El zar Pedro I, modernista y progresista, abrió la puerta a la ciencia y el conocimiento con la Academia rusa de las Ciencias. Pero Evan nace en el reinado de Isabel que como su antecesora también era una gran amante del progreso. Y esto marcó la existencia de la joven noble rusa, con amor por la ciencia y el conocimiento.
Fue educada y criada en San Petesburgo, su primera educación estaba enfocada a los modales, arte de entretener, literatura, arte y música. Esto no era suficiente para la joven, que ansiaba algo más. No estaba de acuerdo, con lo que su familia quería para ella y finalmente, sin el consentimiento de su familia escogió su camino, dedicado al conocimiento.
Primero, conoció los científicos mas destacados del momento y los progresistas, empezó a estudiar a su lado y a ayudarles en todo, poco a poco su figura adquirió prestigio y su cercanía a la corte, a pesar del destierro familiar, hizo que fuera una de las pocas aceptadas en la prestigiosa Universidad de Moscu, fundada en 1755, era un gran orgullo para ella y por ello, trabajo muy duro al entrar ahí. Evangeline fue la ayudante de Lomonosov después de su vuelta a Rusia y le acompaño hasta su muerte en 1764, dejándola con todo su conocimiento en geografía, gramática y una de las cosas más valiosas, sus obras aun no publicadas.
Pero estos atisbos de vida sin vida, quedaron en el olvido como jirones, en el momento que Russell apareció en escena. La muerte de la humanidad en Evangeline, fue algo grandioso para ella, algo único, cálido, bello, deseable y enigmático. La visión de todo lo que ella era, la resultó mísera, de poca importancia y sin verdadero conocimiento y pasión. (1769)
La emoción de “estar viva”, de verdad, era fascinante, las nuevas sensaciones, olores, visiones, era algo perfecto, al menos, para ella y es cuando supo que el ser humano es un alimento y que no merece ser más que esto.
El tiempo empezó a ser un factor secundario, el conocimiento, el poder y la sangre, se han convertido en lo primordial. Evan viajo por los tiempos, adquiriendo todo el conocimiento que podía y todo el poder que estaba a su alcance. Disfrutaba de la muerte y ayudaba en la provocación de guerras. Pero esto todo era secundario, ya que la prioridad era Mammon y crear el “Infierno Azul” en la tierra.
Evangeline trabajo mucho para ello, por e en 1850 se traslado a Estados Unidos. Ahí vivió entregada a su misión, poco a poco encontró interés en una nueva ciencia, que se basaba en el estudio de las células, los tratados de Darwin la parecían curiosos por ello, hasta 1924, ella se dedico al estudio de lo que mas la gustaba la sangre, los secretos de la evolución del “ganado” y como diferentes mezclas influyen en su propia raza.
Todo esto, era fascinante, pero no lo suficiente y su mente empezó a jugarla malas pasadas, el tiempo se hacía cada vez mas pesado y la segunda gran guerra no terminaba de llegar.
Evan se encontró con un irrefrenable deseo de dejar este mundo, encontrar paz en el sueño, letargo, en el que podría entender y sopesar sus objetivos, además de sus necesidades y aprender de otras fuentes.
Pasado un tiempo, la reflexión sobre letargo era mas clara y más necesaria, por ello, contrato a unos trabajadores que habilitaron en la parte baja de la ciudad una cámara e instalaron en ella un gran sarcófago de piedra.
Tras los preparativos, Evangeline tomó la llamada de la oscuridad y se sumió en el sueño.
Pero, no era un seño como tal. Los olores, sabores, sonidos del mundo aun llegaban a su mente, que parecía ordenar cada jirón de su existencia y cada conocimiento…haciendo de ella un ser más fuerte, mas preparado…
Dentro de su sueño algo la llamo la atención….los sonidos cambiaron, ya no estaba oyendo corazones y el murmullo de la humanidad. El mundo había cambiado y lo podía percibir en todo su ser a pesar de que su cuerpo ya estaba consumido por el tiempo.

Y al final, un olor conocido… sonidos antiguos y dos llamadas, una de ellas de una voz femenina, tan conocida y fuerte. Pero la otra, era un ruido estridente, un agudo dolor y una sensación de dominación muy fuerte, pero no lo suficiente para que ella haga algo.

Ante los ojos, de Evangeline, aparecieron colores, algo borroso e incomprensible. Las palabras de las antiguas lenguas se hacían mas claras y un dolor punzante recorría el cuerpo de la chica, el despertar.

“¿Como, me han encontrado?”, ¿ que sucede¿”…

Aunque no era todo, la calida sangre relleno sus huesos y tejidos resecos, haciendo que la vida vuelva poco a poco, palpitante en su cuerpo. Pero había algo anormal, la mente de la chica ordenada tras tiempo de descanso, se estaba volviendo un caos completo.

“¿Quién eres?”, “¿Por qué oigo esto?”…

Unas visiones extrañas de criaturas de pesadilla, aparecían ante su mente, todo era caótico y raro. Además aquel sonido incomodo, confuso y fuera de tiempo y lugar.

La chica, no estaba regenerada por completo, pero al fin las cuerdas vocales estaban completas y un grito estridente salio de su garganta.

-Aaaahhhh! ¡Quién osa despertarme, así!


Dijo ella, mientras el cuerpo aun demacrado por el tiempo se reclinaba y se sentaba en su ataúd. Los ojos, aun no estaban completamente regenerados, pero veía figuras borrosas.

En este momento, un golpe de sensaciones la lleno de nuevo. Olores que no había experimentado hasta ahora y un sabor desagradable se había puesto en su paladar.

Evangeline, se sentía perdida, su mente ya no respondía. Sus sentidos estaban inundados de sensaciones y la aun incompleta regeneración. Y estas voces!

Qué es lo que querían de ella…

La chica quiso hablar, pero no podía, quiso levantarse del todo, pero no podía….Su cuerpo aun no respondía y eso la frustraba, pero no era lo único.

El sonido de la sangre, el olor a sangre, la textura de la sangre….es lo que ella deseaba mas ahora mismo…su sed se despertó y era feroz…y no podía ser dominada.

avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Sáb Nov 24, 2012 2:32 am

Al terminar el ritual y la sangre alimentar los despojos corpóreos del magnífico inmortal que ahí descansaba, a su mente, la voz del pensamiento de ese ser llegó… era claro que se encontraba desconcertada, pues no esperaba ser despertada tan prematuramente de su letargo. Era siniestro y retorcido el ver como la sangre llenaba los músculos desechos por el tiempo (totalmente encantador), las orbes azuladas de la vampiresa no se separaban ni un segundo de lo que sucedía… al igual que los espiritistas, que se encontraban realmente agotados por el trabajo previo (que había comenzado una semana atrás) y los vampiros que hicieron parte del ritual, ya que lo que sucedía esa noche, nunca antes se había intentado… y las consecuencias de ello, eran aún desconocidas… aunque la vampiresa podía inferir algunas, esperaba que no resultase como lo pensaba.

Al parecer algo no iba bien, como se lo temía, y era claro que se lo adjudicaría a la sangre de demonio… tan solo esperaba que el proceso no destruyese su mente, pues, necesitaba de su sabiduría ahora más que nunca. La sangre que rebalsaba el viejo féretro de piedra muy lentamente disminuía su cauce, siendo absorbido por Evangeline, quien emitió un grito de ultratumba que dejó pasmados a todos los humanos presentes, y a algunos vampiros también, gutural y terrorífico como pocas cosas (y tomando en cuenta a los demonios rondando esto era mucho decir), pregonando con ese mismo tono de voz de espanto y evidente disconformidad quienes se habían atrevido a efectuar aquello.

Aquel cuerpo demacrado cobraba un nuevo soplo de vida, incorporándose al tomar asiento, mientras esas orbes incompletas clavaban su mirada sobre todos los presentes, sin poder hacer ninguna clase de proclamación, pues aún no absorbía la sangre por completo… y claro, sabía muy bien que la sed la corroería de formas difíciles de explicar, razón por la cual más vampiros de la cuenta habían sido llevados a aquel recinto, algunos inservibles, que habían fallado en misiones de alto calibre… traídos hasta ahí con la promesa de una nueva oportunidad… y bueno, claro que la tendrían; la oportunidad de que sus miserables existencias sirviesen en su último aliento a un propósito mayor… no más que piezas utilizables, que renovarían a una pieza maestra en aquel juego de ajedrez.

-Buenas lunas querida Evangeline… es tiempo ya de que regreses a nosotros…

Su cadavérico rostro dejaba a sus caninos a la vista… era tiempo de que se alimentase, que la sangre vampírica inundase cada arteria y vena, cada órgano recién regenerado, para que aquel ser retomase su forma original, aunque sabía muy bien, que no volvería a ser quien alguna vez fue, pues, la vitae demoníaca recorría su cuerpo… mismo que parecía retomar sus bellas formas femeninas.

La vampiresa volteó su rostro levemente, y asintiendo daba la señal a los vampiros de mayor edad, que conocían muy bien su misión, tomar por la fuerza a los débiles inmortales que servirían de alimento aquella noche… y así fue, doce de los vampiros se dispusieron a tomar por la fuerza a los otros doce, y bueno, como no eran más que neófitos, no fue un trabajo tan arduo para esos vampiros que superaban el siglo de existencia. Ante la señal de Azuka, el primero de ellos fue aproximado hasta Evangeline, listo para su fin.

-He traído algunos tributos para apaciguar tu sed… espero sean de tu agrado…

Dicho esto, el vampiro fue puesto, reclinado sobre ella, con su cuello extendido para que pudiese beber de él sin dificultad… y aunque forcejeaba… los otros vampiros se hacían cargo de que no pudiese moverse… tan solo era un cordero al matadero.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Sáb Nov 24, 2012 5:07 am

Los ojos empezaron a distinguir las figuras que estaban ante ella. Al fin, ella pudo ver quien era exactamente el que la estaba despertando de su descanso, que ella creía eterno.
Las orbes empezaron a tomar un color rojizo y hasta el rostro empezaba a parecer mas vivo y mas humano. Pero no era todo, sus miembros empezaron a tener cierta movilidad, todo su ser deseaba sangre, el dulce deleite con el vitae de quien sea.

La voz de Azuka, sonó como una melodía armónica y perfecta en los oídos de la vampiresa, hacia que ella deseará más y más volver a la vida. A pesar de que esa vuelta era dolorosa, agónica y confusa. Evangeline nunca pensó que el despertar fuera tan agónico, ni lo deseaba experimentar aun. Pero algo estaba pasando y no solo en el mundo que estaba sobre ella, donde las voces humanas han dejado de sonar y los corazones ya no latían, sino dentro de ella. Una llamada constante de un mal superior, además de un caos mental, imágenes de algo que ella no entendía estaban abrumando su ser y hacían casi imposible que ella pueda hablar en aquel momento, a pesar que la regeneración estaba llevándose a cabo a una velocidad antinatural hasta para ellos.

Al final, Evan pudo ver como uno de los vampiros la acerco a otro y lo deposito ante ella como símbolo de respeto y para que ella pueda alimentarse y colmar esa feroz sed que empezaba a azotarla, algo que ella no podría dominar y lo sabía.

Su cuerpo aun torpe se inclino sobre su primera victima en este nuevo comienzo y la sangre fluyo por todas las venas, dulce placer, reconfortante y tan deseable. Pero con el llego más confusión de la anterior. La mente de este ser era débil, y ofrecía una visión borrosa de cosas imposibles y casi fantásticas. Y ahí, una suceso sobre el “Infierno Azul”.

La mente y memoria de este ser inferior e insuficiente, han hecho que ella quiera saber más, que desee más sangre y más victimas. Por ello, al terminar con el pobre desgraciado. Le tiró como una hoja de papel usada contra una de las paredes. Muy despacio se levanto dentro de su ataúd, dejando vislumbrar a todos su cuerpo que estaba casi completo, la tenue luz del lugar hacia de ella una estatua blanca, destacando su desnudez y las formas perfectas. Los ojos rojos, se posaron en los de Azuka, y con la mano derecha con cuidado se limpio el rostro, una media sonrisa se dibujo en los labios aun no reconstruidos del todo.

Con un rápido movimiento, Evangeline apareció cerca del siguiente pobre diablo, a quien en unos segundos dejo totalmente seco y le arranco la cabeza al terminar. Podía ver los rostros del terror que tenia a su lado y esto la estaba excitando mas, la sangre y el miedo, siempre han sido su mezcla favorita. Pero, no solo los que iban a ser sacrificados tenían miedo, sino los vampiros más mayores que estaban tras ellos. La chica se acerco al siguiente y terminó con el tan rápido como con el anterior; después se acerco al vampiro que lo tenía preso y le miró con curiosidad, mientras su mano llena de sangre acaricio su mejilla, el vampiro hizo varios pasos hacia atrás, en ese momento una risita resonó en aquella catacumba.

Pero, aun era pronto para las palabras, Evan termino con todas las ofrendas con un gran gustó y deleite. Su cuerpo ya estaba regenerado, y su mente parecía calmarse a pesar de los caóticos pensamientos de sus victimas. Y el sonido de la llamada también se hacia menos intenso. Con un paso firme se acerco a Azuka y se posiciono justo enfrente de ella, por unos instantes mantuvo su mirada fija en los ojos embriagantes, bellos y tan azules, no necesitaba palabras para sintonizar con ella y más porque se conocían. Una media sonrisita apareció de nuevo en sus labios. Y al fin, una profunda reverencia. La voz tranquila salió de los labios de Evan, de la que ella misma se sorprendió, ya que llevaba sin oírse casi 100 años.

-Buenas lunas, mí querida…veo que necesitas mi ayuda y mis servicios….


Los ojos de la joven ahora ya repasaban curiosos todo el habitáculo, en su memoria el sitio era diferente, ahora las paredes negras y mohosas daban un aspecto deplorable, abandonado y hasta nauseabundo. Los olores también habían cambiado, se notaba que el sitio llevaba demasiado tiempo sin ser cuidado, pero olores nuevos llenaban todo este espacio, cosas que ella nunca antes había olido. Y una visión de cadáveres muy peculiares, que serían esas cosas o seres ella no sabía, mas que la intuición y las visiones confusas hicieron que ella considere que es posible que sean, demonio.

Y de repente un dolor agudo e insoportable en su cabeza hizo que caiga de rodillas y se agarre con fuerza su cabeza. Era algo indescriptible, un sonido agudo y una voz fuerte y posesiva, la querían obligar a hacer cosas. Su mente empezó a volverse un caos de nuevo, turbia e incomprensible.

La chica se levanto de un salto y ataco al espiritista más cercano, haciendo de el un banquete sangriento y repulsivo, disfrutando de cada gota. Unos gritos de miedo, llenaron los oídos de ella y la cámara por completo. El miedo y el pánico estaban deleitándola, mientras volvía a incorporarse.

- Trece victimas….buen principio…

Pensó ella...

Spoiler:
Preciosa, escribi esto con esta musica...por si te apetece inspirarte....en mi "oscuridad"
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Dom Nov 25, 2012 12:03 pm

Aquel ser de figuras femeninas, ahora poseía una forma mucho menos cadavérica, asemejándose mucho más a un humano, pero, la piel no poseía la frescura de los mortales, era grisacea en esos instantes, tampoco era similar al mármol viviente que alguna vez fue... Azuka estaba fascinada con todos los detalles que sus orbes azuladas podían percibir, además del hecho de que la sangre en el recinto elevaba sus sentidos... ciertamente estaba disfrutando de todo aquello en demasía.

Resultaba natural el hecho de que no controlase su cuerpo muy bien, pero los instintos evidentemente eran los suficientes, y el llamado de la sangre... era sumamente fuerte, aunque, quien la despertaba no pretendía que hiciese esfuerzos inútiles en esos instantes, hecho por el cuál se le servía el alimento, listo para que lo tomase... y así lo hizo, vació por completo el primer vampiro que se le ofrecía, despojándose de él como el desecho inservible que era ahora... en sus ojos, ahora reconstruidos, se observaba la roja sed de sangre, con aquel carmesí encendido que bien podría haberse comparado a las llamas del mismo infierno.

Pronto ante todos aquella hermosa estatua viviente se levantaba de la piedra que la mantuvo cautiva por su voluntad durante varias décadas, y una macabra sonrisa en sus labios, que retomaban su finura original, anunciaban lo que pronto acontecería en aquel recinto apartado de la luz, de la vida... al vaciar el segundo... todos sintieron su aura maligna intensificada, y temieron por su existencia... a excepción de Azuka que se le comparaba en edad, ellos eran jóvenes, que desde hacía demasiado tiempo atrás no se habían topado con antiguos, los cuáles, imponían un inminente respeto... y temor... pues... quedaba en evidencia que a la bella rubia que tenían en frente no le importaba que se tratase de otros vampiros... con tal de saciarse por completo.

Entre zarpasos, quejidos, gruñidos y una carcajada inicial, pronto todas las ofrendas habían sido consumidas por completo... avanzando luego hasta la morena, cuya blanca piel y adecuado traje (de sacerdotisa vampirica) había terminado manchado con sangre... quedando de frente una a la otra, sintiendo como la antigua conexión mental que existía entre ambas se restauraba por completo... extendiendo la rubia una reverencia, que fue seguida por una igual por parte de Azuka, quien escuchó su voz nuevamente, luego de mucho, muchísimo tiempo de no verle.

-El mundo ha cambiado en tu letargo... más de lo que pudieses imaginar...

Una medio sonrisa se esbozó en sus finos labios rosa...

-Pero créeme, te encantará...

Estaba por hacerle otro comentario, tenía muchísimo que aclararle, para que se acostumbrase a los cambios tan drásticos que habían sucedido... porque desde la ultima vez que había caminado por la tierra la tecnología había avanzado a pasos increíblemente agigantados, ahora... ese no era el principal cambio que se había dado, si no... que estaban en un mundo completamente apocalíptico, que poseía un encanto embriagante (para su mente macabra)... estaba completamente segura de que ella lo disfrutaría..... pero, algo inesperado sucedió, la vio caer de rodillas al suelo... y con su conexión mental tan fuerte en esos momentos, se daba cuenta de lo que sucedía... sabía muy bien que la sangre demoníaca era la culpable, estaba haciendo estragos con su mente... pero, si aprendía a dominarlo, se convertiría en un ser sumamente poderoso, de eso no tenía la menor duda...

Cuál leona sobre su presa, de un salto derribó a uno de los espiritistas, cosa por la cuál el resto de ellos, o se refugiaron tras los vampiros o salieron corriendo despavoridos... masacrandolo por completo de una forma rapaz y quizá un tanto burda.... cuál bestia desenfrenada... resonando su pensamiento en la mente de Azuka... quien no podía estar más de acuerdo con ello... era un excelente inicio....

-Estamos lejos de nuestro territorio, los demonios dominan ésta zona... será mejor salir de aqui, pues los espiritistas ya no están manteniendo la barrera que nos protegía...

La vampiresa sabía que el hecho de que le dijese esto es probable que la desconcertara, así que trató de resumirle todo con la mayor brevedad posible...

-Tu creador se encargó de que mediante espiritistas se abrieran portales al infierno por todo el mundo... ésta ciudad es el ultimo vestigio de civilización en el mundo... los demonios han destruido el resto del planeta...

Hizo una leve pausa...

-Recuerdo tu gusto por las ciencias... te encantará conocer los adelantos en ésta era...

Dijo pasando su mano con suavidad sobre el rostro ensangrentado de la vampiresa...

-Podré explicarme mejor una vez estemos en nuestros dominios...

Musitó lamiendo la sangre que le había quitado del rostro... mientras la observaba... era necesario emprender el viaje de regreso, antes de que el aroma a sangre de vampiros, demonios y humana atrajese a los comedores de almas que rondaban la zona...


avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Dom Nov 25, 2012 12:50 pm

Miró con curiosidad a Azuka, que al igual que ella disfrutaba del espectáculo macabro, que se había producido en esa habitación. Y al fin pudo apreciar, la belleza incomparable de su antigua amiga….Sus cabelles negros como el azabache, las finas líneas de su rostro, los perfectamente delineados labios….no había otra como ella….después los ojos de Evangeline recorrieron con cuidado la ropa de ella, recordando los antiguos rituales que tubo el placer de presenciar, en otra vida. La seguía observando, mientras su dolor mitigo y la conexión con esa entidad extraña parecía desaparecer en estos momentos…

La voz de Azuka resonó en su mente, haciendo que las palabras suenen confusas, perdidas en el tiempo y espacio, era como un libro de aventuras, que de repente empiezas a leer por el final. Que estaba diciendo…

-“Como puede cambiar un mundo tan aburrido y constante como este…” –pensó ella…dejando que Azuka escuche sus pensamientos, ya que hablar aun la estaba resultando algo extraño. Y después escucho lo que hizo su Sire..-“Asíque lo ha conseguido….”- pero al seguir escuchándola se dio cuenta que no…el había fracasado….y las cosas no eran como habían creído….

Evan entrecerró los ojos observando a su amiga….no entendía ni la mitad de lo que la estaba diciendo Azuka, con que el mundo estaba consumido por demonios.

Vió, como al final, todos se precipitaban y deseaban salir de este lugar. Después sintió el tacto de su amiga…y como esta llevaba el dedo a su boca…una sonrisa afloro en el rostro de Evangeline, en este momento se sintió extraña, estaba notando cada músculo renovado y la sonrisa era mas satisfactoria q de costumbre….

Pero de todo lo que dijo la vampiresa, lo q mas la llamo la atención, es las palabras “laboratorio “ , “ciencia” y “adelantos”…Eso hizo que la sangre dentro de ella se acelerará y ella misma deseaba salir de este sitio, que no tenía más que ofrecerlas, dejando el espectaculo sangriento tras ellas.

Evan miro a su cuerpo desnudo, no estaba muy acostumbrada ha andar por ahí sin su acostumbrado corsé y varias capas de faldas, enaguas y demás accesorios típicos de la época victoriana. Pero de repente su mente la aviso que el tiempo ha cambiado y que realmente, el pudor no era una de sus debilidades…miro a su amiga con una nueva sonrisa…

-Cuando quieras, querida…
-le incito ella…

Miro de reojo el antiguo ataúd y después sus dedos, su anillo no estaba….ni la catana, por un segundo una sensación de pánico la inundo, pero no duro más q ínfimos segundos….ya que se acordó que los había guardado en sitio diferentes, para que no desparezca todo si esta tumba era saqueada….y como su mente ahora era un caos…el recordar los detalles era complicado…asíque decidió no pensar en ello….tendría tiempo de buscar todo lo que necesita ya que aparte de sus objetos, varios estudios sobre el comportamiento de seres con diferentes tipos de sangre estaban escondidos por todo Manhattan.

La vampiresa ansiaba los nuevos conocimientos y que Azuka la cuente todo lo que ha pasado en este tiempo y con su Sire. Asíque se acerco a esta y la miro a los ojos, su mirada ahora era de color azul como la de su amiga…confirmo el vinculo que tenían y la cogió de la mano….tirando de ella…

-Si tan grave dice q es permanecer aquí, a que estamos esperando….no se quienes son estos espiritistas ni que hacen…aunque supongo que son los antiguos magos o hechicero o algo así….pero si dices que no hay tiempo….vámonos…!!!!

Dijo ella y tiro de la mano de su amiga…aun se acordaba de los pasillos de este sitio, ya que los recorrió innumerables veces supervisando la obra…y no podría perderse….así que simplemente siguió su memoria y a algún que otro de los vampiros que estaban a lo largo de todo el camino, esperándolas y acompañándolas…mientras los humanos….buscaban el sitio mas alejado de la recién despierta….

Al salir a la superficie, Evan se quedo pasmada…ya no era la ciudad que ella conocía…se quedo clavada en el sitio observando la belleza de la destrucción….no podía creer lo q estaba viendo…

-Tanto he dormido….-se la escapó en un susurro….mientras mantenía los ojos en edificios devastados…el aire espeso…ceniza y humo que parecían salir de alguna chistera mágica….

La chica miro a los que tenía alrededor, no tenía ni idea a donde tenía que ir…ni en realidad si era un macabro y bello sueño en el que ella se había perdido…

Miró a Azuka….con una mirada interrogativa….esperaba que ella la indicara….mientras su piel se estaba impregnando con esa ceniza….y los nuevos olores de la muerte…y del infierno sobre tierra…
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Dom Nov 25, 2012 3:55 pm

Sabía muy bien que el pudor no sería algo que la preocupase en demasía, pero de todas maneras no estaría bien el dejar una antigua dama de la oscuridad, toda una señora de la noche caminar con su desnudes como único escudo; por lo que anticipando lo que sucedería, había preparado una bata, tipo túnica, negra… con capucha, como las que se utilizaban en los viejos rituales de las brujas, cuando se disponían a hacer contacto con los mundos arcanos y demonios, para pedir los favores de estos entes.

Escuchó el comentario de su amiga, dándole pie para salir de ese sitio cuando lo dispusiesen, simplemente dio una señal a uno de los pocos vampiros que había calmado levemente su terror, para que aproximase aquella túnica hasta la hermosa rubia, pudiendo hacer uso de ella si así lo decidía… después de todo, su mente se encontraba en esos momentos sumamente caótica, por lo que ciertamente no sabrían como terminaría reaccionando.

Pudo percatarse del vistazo sutil que su vieja amiga le daba al sitio, probablemente percatándose de los muchos cambios que había sufrido la estancia con el tiempo, haciendo una regresión de lo que fue, y lo que había dejado en aquella era… era claro para Azuka que la vampiresa frente a sí era poseedora de una espléndida katana, además, bueno… nada, absolutamente nada de su vida terrenal tenía sobre sí, lo que debía de ser un tanto extraño… todo en el despertar era ajeno, extraño… lo único que no lo era, era la presencia conocida de su antigua compañera en cacerías y complots en la eterna y oscura existencia.

-Es probable que en otra era pudiesen haber llegado a serlo, pero ahora, con las limitaciones a las que se han expuesto con los escepticismos, no son más que simples mortales con una alta afinidad con el mundo espiritual…

Le dijo con tranquilidad y un tono de quizá denotaba decepción en su voz, porque, en realidad añoraba aquellas eras donde no existían limitaciones sobre el cuerpo y el espíritu, más que las que se auto impusiesen… donde los grandes caballeros de brillante armadura salían a los campos en batallas que ahora no podrían denominarse más que épicas… al menos, ahora, con este apocalipsis, un pequeño ápice de lo que había sido alguna vez regresaba hasta ella, a su mundo presente, tan palpable como pudo haber sido siglos atrás… los mismos inmortales se estaban encargando de que así fuese, haciendo una regresión a las tradiciones, a lo que era realmente valioso y digno de preservarse.

Finalmente, de la mano de su amiga guiándola, pocos minutos después de haber recorrido el laberinto derruido que terminaba siendo aquellas catacumbas, vieron la infinita oscuridad del caos… ceniza y neblina hacían al panorama un tanto blanquecino, dificultando sumamente la visión de lo que pudiese haber en la lejanía… los espiritistas, por su propia seguridad no se habían apartado de la entrada a aquel sitio; y pronto, siguiéndolas, los demás vampiros y seres que les acompañaban salieron del lugar… tenían una enorme escolta, y el camino estaba dispuesto para partir, esperando no toparse con algún imprevisto, decidió emprender la marcha de regreso hasta el territorio de los Hijos de Caín, donde era ama y señora…

Escuchó el comentario de su amiga, que se escapaba en su susurro helado.

-Ha sido casi un siglo… pero, los cambios graves llevan unos cuantos meses de haber acontecido…

Volteó su rostro para mirarla, y finalmente volver a pronunciar palabra…

-Adelante, seguiremos la caravana…

Tendrían que marchar a paso de mortal, pues, los espiritistas no eran más que humanos, y su velocidad no se comparaba a la de los vampiros, pero… al menos les daba la protección de una barrera espiritual que además de cuidarles, procuraría que pasen desapercibidos.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Invitado el Dom Nov 25, 2012 5:20 pm

Evan quedó prendada de todo lo que tenían alrededor….

-Hace pocos meses….-
repitió sorprendida….con un susurro….

Parecía como si la oscuridad llevaba reinando más de 50 años, era una visión del perfecto fin de tiempos en el que los vampiros tomaban el mando. Al fin, el ensueño volvió a ser realidad y la chica se fijo en su amiga…

Toda la comitiva se preparaba para moverse y uno de los vampiros, se acerco aun algo temeroso a Evangeline…pero ella, ya no tenía mas sed….ahora solo quería saber…saber y saber….el hombre la tendió una tunica que ella acomodó sobre sus hombres, escondiendo su desnudez…

El mundo parecía diferente, nada era real para la vampiresa, ni siquiera los que la acompañaban excepto Azuka…a ella la debía estar aquí…y otra vez unidas como antaño…el vinculo nunca fue destruido y ahora es cuando podía comprenderlo….sentía q sino fuera por ella, no creería en esto…esta excitante estampa…q ella deseaba descubrir, escudriñar e investigar.

Al fin, todos parecían estar preparados y pudo leer en la mente de Azuka, que los humanos nos protegían con una especie de hechizo y que teníamos que ir a paso tortuga por su culpa; pero realmente no la importaba, ya q era una gran oportunidad para ver un poco más de cerca el panorama…

“-Adelante, seguiremos la caravana…”
- resonó la voz de su amiga y Evan volvió para mirar la, sabía que ella ahora era la Líder de los Hijos de Caín…podía leerlo en su mente y eso hacía q la admirará aun mas de lo que lo hacía y es que respeto y admiración es lo que las mantenía unidas; además de algunos objetivos comunes…


La marcha comenzó. La chica seguía con gran interés cada detalle de la nueva zona de “juegos”. Su memoria estaba imprimiendo una imagen exacta de todo el camino, ya que esto era su nuevo “obsesión”…explorar y conocer la verdad y saber q esconde esta zona…

Mientras caminaban, Evan no podía parar de olisquear el aire... intentando notar algo mas de lo que ya sentía….sus sentidos estaban funcionando a toda velocidad, nunca se había sentido tan “viva”…si este termino se puede aplicar a un muerto viviente….

Pero las presencias mágicas de estos seres humanos, débiles y miserables, que rebosaban miedo, estropeaban toda la “magia” de andar por tierras “salvajes” como estas….Evan deseaba desangrarles uno a uno… y ver como el halo de su alma se escape con el precioso liquido, mientras ella experimenta con ellos sacándoles toda la magia y les tortura; mientras los dulces sonidos del sufrimiento acaricien sus oídos….pero esos divertidos pensamientos…pronto se volvieron a turbar….

Un sonido que conocía volvía a sonar en su mente, pero esta vez no dolía…

-¿Por qué?,- ella aun no comprendía…-”pero esto podría ser una llamada de sangre o de control…”- pensó….mientras caminaba hacia la zona segura…

Azuka no necesitaba decirla que habían llegado, ya que una Hija de Caín podía sentir el hogar y a los semejantes a ella. Observo con curiosidad todo lo territorio….no era exactamente como lo esperaba…pero no era aun momento de explicaciones…

(Fin del post….continuación en la Base Cainita)
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Demonic Blood -Privado Evangeline-

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.